Buscan a un matrimonio de mediana edad en el barrio Vistalegre de Murcia acusado de estafar a una decena de Vecinos.

Entre las víctimas están dos mujeres. Su buena voluntad les ha convertido en presa fácil para los timadores.

Utilizan el tipo del ‘tocomocho’ o la ‘estampita’, un engaño tan viejo como la lotería al que le siguen sacando partido.

Una de las señoras fue abordada por una estafadora que le dijo tener un billete de lotería premiado y que no podía cobrar por no tener dinero para el notario. De este modo, los estafadores le ofrecieron compartir parte del premio a cambio de una ayuda económica. Para dar mayor credibilidad al timo aparece un segundo estafador, que suele afirmar la autenticidad del premio.

Otro de los últimos casos denunciados tuvo lugar el pasado 4 de enero, en plena ciudad de Murcia. En este caso la estafadora embaucó a otra señora para que le dejase un dinero a cambio de un boleto que no podía cobrar por encontrarse de forma irregular en el país.

Para estos casos, la policía recuerda, sobre todo a las personas mayores, que cuando vayan por la calle no acepten propuestas y tengan cuidado con la cartera al salir del banco.