La Policía Local de Murcia ha intervenido este fin de semana en sendos episodios de violencia de género registrados en la pedanía de Alquerías y en Espinardo.

El primero de los sucesos ocurrió en Alquerías el pasado sábado, sobre las 7.00 horas, cuando un joven, de 29 años y nacionalidad española, vecino de Archena, arremetió varias veces con su coche contra el de su exnovia cuando ésta, acompañada por una amiga, estacionaba en la calle.

Como resultado de los golpes resultaron dañados, además de la pareja y la amiga de ésta, otros dos turismos estacionados en el lugar, no resultando con lesiones las víctimas.

Aunque el presunto autor de los hechos se dio a la fuga, fue localizado y detenido en la misma pedanía, siendo trasladado al puesto de la Guardia Civil de Santomera.

El segundo caso se produjo en la noche de este domingo, hacia las 23.00 horas, cuando varias personas intervinieron para evitar que un hombre continuara agrediendo a una mujer en la rotonda de la avenida Juan Carlos I con Costera Norte, en Espinardo.

Según informaron los testigos a los policías de la Unidad de Descentralización, minutos antes un vehículo se había detenido en la rotonda, bajando una mujer que echó a correr. Al momento se bajó el conductor y, tras alcanzarla, la cogió por los cabellos, la zarandeó y tiró al suelo.

Al lugar acudió una ambulancia para atender a la víctima, aunque ésta rechazó tal asistencia. A pesar de variar sus primeras manifestaciones, indicando que no había sido agredida, los agentes detuvieron al presunto agresor, de 43 años y nacionalidad española, vecino de Murcia.

EUROPA PRESS