Agentes de la Policía Nacional han detenido a dos varones, ambos nacidos en Estonia de 24 y 27 años de edad, tras ser identificados como presuntos autores en la comisión de un delito contra la libertad de conciencia y los sentimientos religiosos al interrumpir con gritos y hacer gestos obscenos una misa en la iglesia de San Bartolomé en Murcia.

Según han informado fuentes policiales, los hechos se iniciaron el pasado domingo 7 de agosto en la Iglesia de San Bartolomé de Murcia cuando los varones interrumpieron el normal desarrollo del culto religioso, accediendo al altar gritando y realizando gestos obscenos durante la celebración de la misa.

Los detenidos intentaron acceder en mitad de la celebración religiosa al altar mientras hacían gestos irrespetuosos impidiendo la normal celebración del acto religioso.

Varios feligreses indicaron a los agentes su malestar ante los actos de humillación realizados por los detenidos, así como la falta de respeto hacia las personas allí congregadas para ejercer su libertad de culto.

La actuación fue llevada a cabo por efectivos del Grupo de Atención al Ciudadano de la Brigada de Seguridad Ciudadana de la Jefatura Superior de Policía Nacional de la Región de Murcia.

Los detenidos han pasado a disposición del Juzgado de Instrucción en funciones de guardia, quedando en libertad a la espera de juicio.a