Detenidos con casi 400 piezas robadas de porcelana antigua. El robo se produjo en La Puebla (Mula), a través de un agujero en la pared. La investigación se inició cuando los agentes se dieron cuenta de que querían vender las piezas por Internet.