El ejecutivo regional “no sale de su asombro” por el reparto que ha hecho el gobierno de 9 millones de euros de fondos europeos. Las beneficiadas son tres comunidades gobernadas por el PSOE y el País Vasco. El ejecutivo pide explicaciones, sobre todo cuando el criterio sobre este reparto había sido acordado entre todos los territorios.

La consejera de Empresa, Empleo, Universidades y Portavocía, Valle Miguélez, ha criticado el “regalo” de 9 millones de euros que la ministra de Trabajo y Economía Social, Yolanda Díaz, “ha hecho vía Real Decreto a cuatro comunidades autónomas” ya que ese dinero “correspondía a todas las comunidades, porque eran fondos reservados para el Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE)”.

Miguélez ha valorado de esta forma la aprobación por el Consejo de Ministros de un Real Decreto por el que regula la concesión directa de 9 millones de euros en subvenciones, a través del SEPE, destinadas a contribuir al desarrollo de proyectos territoriales para el reequilibrio y la equidad en el marco del Plan de Recuperación. En concreto, estas subvenciones permitirán ejecutar proyectos desarrollados por Navarra, País Vasco, Comunidad Valenciana y Extremadura.

“Las decisiones del Gobierno de Sánchez no dejan de sorprendernos y perjudicarnos cada día”, ha aseverado Miguélez, quien ha señalado que el dinero procede de Europa, del Mecanismo de Recuperación y Resiliencia y estaba reservado para el Servicio Público de Empleo.

“De modo que podemos afirmar que el Estado ha vulnerado el reparto competencial legalmente establecido en materia de empleo y utiliza de forma fraudulenta esos créditos para repartir fondos adicionales a quien le interesa, de manera unilateral, invadiendo las competencias de la Conferencia Sectorial Y vulnerando los acuerdos alcanzados en dicha Conferencia”, según la consejera.

En este sentido, el Gobierno murciano ha pedido a la ministra la convocatoria urgente y extraordinaria de la Conferencia Sectorial de Empleo y Asuntos Laborales y le va a exigir “un uso transparente, eficiente y justo de los fondos europeos”.

“Un dinero que nace de la solidaridad entre Estados no puede manejarse en virtud de los intereses de un Gobierno atrapado entre independentistas y radicales”, según Miguélez, quien ha asegurado que seguirá denunciando “el abuso del Gobierno de Sánchez por la forma de gestionar los recursos económicos procedentes de Europa para la recuperación tras la COVID”, y lo hará “ante el Gobierno central y ante los órganos de la Unión Europea que sea necesario y oportuno”.