Ha recibido varias denuncias de sus vecinos. Se trata de un habitante de la diputación de Los Dolores, en Cartagena. Sus paisanos le acusan de lanzar sus excrementos por el balcón, heces y orina. Además, según los vecinos, tiene una actitud violenta, les amenaza y se pasea desnudo por el parque. Reclaman que los servicios sociales se hagan cargo de él, pues piensan que no está en sus cabales.