El fin de semana predominará el cielo poco nuboso en la mayor parte del país excepto en la mitad suroriental y las temperaturas subirán el sábado, de modo que se alcanzarán valores casi veraniegos en gran parte de la Península, una situación que continuará hasta el martes, cuando el flujo de norte provoque un descenso “extraordinario” de las temperaturas, que bajarán entre 8 y 12 grados centígrados hasta el jueves, según la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET).

Han bajado las temperaturas en la Región y este viernes no se va a llegar a 20 grados en ningún municipio. En dos días los termómetros han descendido 8 grados. Una diferencia que se ha notado, sobre todo, en la calle. El sol y el calor de hace unos días ha dado paso a las nubes y la vuelta a las chaquetas.

En la costa de permanece con el aviso amarillo por fenómenos costeros. Estará activo hasta las seis de la tarde. Se esperan vientos de fuerza 7 y olas de hasta 3 metros.