En Llano de Brujas los vecinos denuncian en el último mes varios incidentes homófobos. Todos ellos están relacionados con la bandera LGTBI que han arrancado de las ventanas de sus domicilios. Como cada año durante el orgullo, Susana colgaba la bandera del arcoíris en su ventana, sin embargo, en ese momento no sabía el odio que ese simple acto le iba a generar. En el último mes han intentado arrancarle la bandera dos veces. Una de ellas llegaron a insultarla. Los responsables son menores del municipio, que comparten centro con su hija, conocidos ya por otros incidente hacia personas del colectivo.