El consejero de Salud ha anunciado la relajación de medidas en 19 municipios de la Región, ante la mejora de los datos de la Covid-19. En Murcia, Cartagena, Lorca, Caravaca, Molina de Segura, Jumilla, Moratalla, Calasparra, Bullas, Mula, Campos del Río, Albudeite, Fortuna, Alguazas, San Javier, Santomera, Las Torres de Cotillas, Ceutí y San Pedro del Pinatar, se podrán abrir terrazas al 75% y podrán salir de los municipios para ir a otros con el mismo nivel de alerta sanitaria. Se mantiene la restricción de los encuentros sociales de más de dos convivientes.

La Consejería de Salud ha autorizado la reapertura de terrazas y el levantamiento del cierre perimetral a partir del próximo miércoles en 19 municipios de la Región que se suman a la lista de 20 localidades que ya lo tenían permitido. De esta forma, estas medidas serán de aplicación en los 39 de los 45 municipios de la Comunidad que no se encuentran en un nivel de alerta extremo. En concreto, los seis únicos municipios que continúan en nivel de alerta extremo son Ulea, Beniel, Yecla, Abarán, Pliego y Cieza.

Así lo ha hecho saber el consejero de Salud, Juan José Pedreño, y el portavoz técnico del Comité de Seguimiento Covid-19, Jaime Pérez en una rueda de prensa tras participar en la reunión de ese organismo, presidida por el jefe del Ejecutivo regional, Fernando López Miras.

A la luz de las propuestas de Salud Pública, del Servicio de Epidemiología y del Servicio Murciano de Salud (SMS), el Comité de Seguimiento ha acordado que el nivel de alerta regional sigue siendo extremo, dentro de un escenario de fase 2 y, de los 45 municipios, seis se mantienen una semana más en un nivel de alerta extremo.

Otros 18 municipios quedan en nivel de alerta muy alto, en concreto San Pedro del Pinatar, Santomera, Librilla, Las Torres de Cotillas, Fortuna, ceutí, Caravaca de la Cruz, Murcia, Totana, Campos del Río, Lorca, Mula, Jumilla, Blanca, Águilas, Archena, Alcantarilla y Calasparra.

En un nivel de alerta medio-alto se sitúan otros 19 municipios: Molina de Segura, Ricote, San Javier, Cartagena, Los Alcázares, Alguazas, Torre Pacheco, Bullas, Puerto Lumbreras, Alhama de Murcia, Mazarrón, Abanilla, La Unión, Albudeite, Cehegín, Fuente Álamo, Moratalla, Aledo y Lorquí.

Asimismo, solo dos se encuentran en un nivel de alerta bajo: Villanueva del Río Segura y Ojós.

Pedreño ha recordado que “seguimos en un nivel de alerta extremo y en fase 2 del nivel de riesgo asistencial, por lo que “no podemos aventurarnos a tomar medidas que puedan suponer un nuevo riesgo de incremento de los contagios por prudencia”.

No obstante, vista la mejora de las tasas de incidencia regional, es la Consejería ha acordado ampliar el número de personas permitidas en las reuniones y encuentros, tanto en espacios privados como públicos, ya sean abiertos o cerrados. En concreto, el límite se amplía a dos personas que no sean convivientes.

Esto quiere decir que en una vivienda podrán reunirse dos personas no convivientes como máximo y, en el caso de los 39 municipios que pueden abrir terrazas siendo el límite del 75% máximo de su ocupación, se podrán reunir dos no convivientes como máximo o los miembros que formen una unidad familiar.

En los 39 municipios que no están en un riesgo extremo se reanuda la movilidad territorial dentro de los límites de la Región, exceptuando la entrada y salida a los municipios con nivel de alerta extremo.

Asimismo, puesto que se mantiene la restricción de entrada y salida de la Región (salvo en las excepciones legales reguladas), la Consejería ha aprobado solicitar al Ministerio del Interior un refuerzo e el control de los perímetros regionales.

Finalmente, Pedreño ha anunciado que estas medidas entrarán en vigo este miércoles mediante su publicación en el BORM.

TENDENCIA DESCENDENTE
“Afrontamos una segunda quincena de febrero con un escenario mejor que el de hace unas semanas, y en el que consolidamos la tendencia a la baja en el número de contagios observada en la semana anterior”, según Pedreño, quien ha remarcado que la incidencia ha bajado un 50% en los últimos 7 días, lo que se suma al descenso del 50% de la semana anterior.

Actualmente, el consejero ha explicado que hay una tasa aumulada de 99,2 casos en siete días, y de 299,3 casos en 14 días, ambas por debajo de la media nacional. Asimismo, la tasa de positividad este domingo se situó por debajo del 5%.

Esta tendencia positiva también se refleja en un cierto alivio en la presión asistencial de los hospitales, en los que mejoran los porcentajes de ocupación, tanto en camas hospitalarias como en las UCI. Además, recuerda que se han iniciado las consultas externas presenciales y la Consejería sigue ampliando la actividad quirúrgica, aunque condicionada por la ocupación de las UCI de cada hospital.

Pedreño ha atribuido la mejoría al “esfuerzo de toda la sociedad murciana” y a la eficacia de las medidas adoptadas el pasado mes de noviembre por el Comité de Seguimiento, que en su reunión de este lunes ha analizado la información del Servicio de Epidemiología y la evolución a lo largo de la última semana.