Roban los 100 metros de cableado de acero especial de la tirolina de Ojós. Los gerentes de la atracción solo encontraron restos cortados. Aseguran que el asalto no tuvo que ser nada sencillo porque el cable robado pesa más de 400 kilos. La Guardia Civil ha abierto una investigación.