La Guardia Civil ha elevado a siete el número de detenidos por su presunta implicación en la reyerta ocurrida este miércoles en Mazarrón entre dos clanes de etnia gitana que se saldó con una fallecida y cinco heridos graves, entre ellos un menor de 15 años que presenta un corte en el cuello.

No obstante, la Guardia Civil continúa con las investigaciones para tratar de aclarar lo sucedido y no se descartan más actuaciones y detenciones. Además, la Benemérita mantiene un dispositivo preventivo para evitar nuevos altercados en la zona, según han informado a Europa Press fuentes próximas a la investigación.

En concreto, la Guardia Civil ha detenido cuatro hombres y tres mujeres, que pasarán a disposición judicial previsiblemente entre el viernes y el sábado. A tres de ellos se les imputan los presuntos delitos de homicidio, lesiones y riña tumultuosa; mientras que a otro se le imputan los delitos de lesiones y riña tumultuosa; a otros dos se les imputan delitos de riña tumultuosa y, finalmente, al arrestado restante se le imputa un delito de homicidio en grado de tentativa.

De los siete detenidos, dos de ellos se encuentran hospitalizados y custodiados en calidad de detenidos. Algunos de los ahora arrestados se encontraban escondidos, pero finalmente han sido localizados en las inmediaciones y detenidos.

Las cinco personas que resultaron heridas en la reyerta continúan ingresadas en distintos centros sanitarios de la Región en estado grave, aunque fuera de peligro, según informaron a Europa Press fuentes de la Consejería de Sanidad.

De todos ellos, el herido más grave es un joven de 15 años que presenta un corte en el cuello y se encuentra ingresado en el Hospital Santa Lucía de Cartagena, aunque fuera de peligro.

El resto de heridos se encuentran en estado grave pero estables. Se trata de un hombre de 30 años y una mujer ingresados en el Hospital Virgen de la Arrixaca de Murcia, así como un hombre de 41 años ingresado en el Hospital Santa Lucía y un último hombre de 33 años que se encuentra en el Hospital Rafael Méndez de Lorca.

Todo comenzó a primera hora de este miércoles, con una disputa ocurrida en la localidad entre dos familias. Horas después, sobre las cuatro de la tarde, se produjo un atropello que, al parecer y según las primeras hipótesis, podría haber sido intencionado por una de las familias.

Como consecuencia, familiares de la víctima que resultó herida debido al atropello se desplazaron hasta la zona donde se encontraban los presuntos autores y comenzaron a agredirse con armas blancas, resultando fallecida una mujer cuya identidad no ha trascendido.

Los hechos ocurrieron sobre las 15.55 horas, cuando el ‘1-1-2′ recibió más de una treintena de llamadas alertando de una pelea entre un grupo numeroso de personas de etnia gitana. Las llamadas señalaban que la riña se había iniciado tras el atropello de un peatón por un turismo.

El suceso tuvo lugar en el municipio de Mazarrón, junto a la avenida Constitución en los edificios Principado Azul, calle Lardines y Mariano Ruiz.

EUROPA PRESS